sty

jueves, agosto 31, 2006

Photobucket - Video and Image Hosting

EL OTRO SOY YO

Buenos dias, buenas tardes o buenas noches a todos aquellos que os acerqueis a este pequeña y sencilla casa que en su tiempo fue hoguera de vanidades.

Tengo la gran fortuna de tener un hermoso trabajo que me alimenta materialmente de más y por encima de todo alimenta mi espíritu. Me permite conoceros y deciros que mi acercamiento siempre es con el máximo respeto y cariño. Esta gran oportunidad que me ha dado la vida de encontrar una puerta al conocimiento me ha permitido este mes pasado conocer y amar a un gran grupo de seres humanos que por encima en su posición en la sociedad, lo cual carece de importancia, constituyen cada una de ellas un potencial de conocimiento.

Ayer quedamos en un parque para charlar, compartir y abrazornos. Deciros que empiezo a estar muy preocupado por sentir la necesidad del abrazo, del amor y el cariño. ¿ A ver si la vamos a liar y voy a tener mono de amor ?. ! Yo tan independiente !

¿ Independiente ? desde que me levanto dependo de vosotros, desde el café que me tomo hasta la sábana que me cubre. Sí, más que nunca entiendo que el motor del ser humano es el amor y que ese " colgao ", nunca mejor dicho y como tantos otros sabios que por la tierra han pasado tenia razón..." amaros los unos a los otros ".

El otro día Paz, una hermosa mujer en el amplio sentido de la palabra nos regalo con una parábola que ahora comparto con vosotr@s.


"Te moldearé", le dijo el hacha al pedazo de hierro mientras descendía con toda su fuerza sobre uno de sus costados. Pero, a cada golpe que le daba, iba perdiendo su filo, hasta que después de un rato aquella herramienta no pudo más, había quedado completamente obtusa.

"Déjenmelo a mí", repuso el serrucho mientras clavaba sus dientes en el pedazo de hierro, los cuales fueron desapareciendo uno por uno.

"Yo me encargaré de modelarlo", profirió con arrogancia el martillo, mientras se burlaba de sus compañeros que habían fracasado. Pero después de varios golpes se le quebró el mango y se le desprendió la cabeza.

"¿Me permiten probar?, inquirió humildemente una pequeña llama. Los tres se rieron a carcajadas, pero se lo permitieron porque estaban convencidos de que también iba a fracasar. Sin embargo, aquella llamita cubrió el pedazo de hierro; no se desprendió de él, lo abrazó y lo abrasó hasta volverlo blando y darle la figura que quería. Aquella pequeña llama logró lo que las otras tres poderosas herramientas no pudieron alcanzar. Así es el amor.

Hay en el mundo corazones tan duros que pueden resistir los hachazos de la ira, los dientes del encono, y los golpes de orgullo y del rechazo, pero por más severo que sea el corazón de la persona, no podrá resistir los embates del amor; porque el amor es la fuerza más poderosa de este mundo.

...desconozco el autor...

Con sinceridad así lo creo y lo siento. Desde luego me gustaría abrazar a todos los " miserables " de la tierra y daros todo el amor para sanar vuestras heridas, paliar vuestro hambre y compartir vuestros corazones. Cada vez que veo esta secuencia mis lágrimas acuden a mis ojos y no voy a dejar que paren porque me siento a vuestro lado.


1 Comments:

Blogger YoHannah said...

¡¡¡Exacto!!!

Un besote triple y un achuchón cálido, muy cálido. No tengas mono de amor, tú, mi noño grande, que te lo doy yo... ¡Faltaría más!

Hannah

2:50 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home